En la clásica piñata con forma de estrella, los picos simbolizan los siete pecados capitales (soberbia, avaricia, lujuria, ira, gula, envidia y pereza), por lo que romperla significa acabar con estos males, mientras que los dulces y la fruta que caen representan las bendiciones que la humanidad recibe por sus buenas acciones.

 

     

 

 

 

 

Tener los ojos vendados a la hora de pegarle es la prueba de la fe que el ser humano tiene para acabar con las cosas malas del mundo. Todos los demás apoyan con sus gritos, guiando a la persona para que logre romper la piñata.  Hoy en día rompemos las piñatas en Navidad para convivir y divertirnos. Una piñata tradicional está hecha de un cántaro de barro, periódico y es adornada con papeles de colores. Sin embargo, actualmente ya existen de cartón o papel maché, por lo que es más difícil romperlas.

     En Tuxpan Veracruz, es toda una tradición romper la piñata en fiestas decembrinas, esto mejora la convivencia entre familia y vecinos, ya que Tuxpan se caracteriza por ser un puerto alegre, festivo y muy tradicional.

piñata.jpeg