• Redacción GCE Multimedios

Inicia investigación por compra de ventiladores a hijo de Bartlett

Asegura que la Secretaría de la Función Pública debe hacer su trabajo y hacer una investigación.


El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, señaló este lunes que su Gobierno investigará la compra de unos ventiladores mecánicos para enfermos del COVID-19 con supuesto sobreprecio por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) a una empresa del hijo de Manuel Bartlett, titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).


De acuerdo con una investigación de la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), el pasado 17 de abril la delegación en céntrico el estado de Hidalgo del IMSS firmó un contrato para la compra de 20 ventiladores con la empresa Cyber Robotic Solutions, propiedad de León Manuel Bartlett, hijo del titular de la CFE.


Según los datos obtenidos por MCCI, la compra se hizo por poco más de 31 millones de pesos (1,26 millones de dólares) lo que significó que se pagaron unos 1,5 millones de pesos (611.000 dólares) por cada ventilador.


Del mismo modo, la investigación señala que ese mismo día el IMSS compró un ventilador similar a otra compañía llamada Conduit Life, el cual tuvo un costo de 880.000 pesos (35.869 dólares), lo que representa una cantidad mucho menor de lo que se pagó en Hidalgo.


El viernes, León Manuel Bartlett negó a través de su cuenta de Twitter que hubiera un sobreprecio en la venta de dichos ventiladores y aseguró que “el proceso de compra se realizó de forma transparente y a precios razonables”.


Aseguró que existe “mala fe” de MCCI y exaltó que lleva diez años de experiencia en la venta de equipo y materiales médicos para todos los sectores, además se deslindó de las actividades de su padre como servidor público.


Indicó que la compra que realizó a la empresa Cyber Robotic Solutions se basó en criterios de mercado y que los precios se encontraban en el promedio de lo que se están ofertando.


La adquisición de ventiladores mecánicos ha sido uno de los pendientes desde el inicio de la pandemia en México, pues incluso el Gobierno mexicano ha aceptado que no existen suficientes para afrontar la etapa más crítica del COVID-19 que inicia justamente esta semana.

De hecho, a principios de abril, el presidente pidió a Estados Unidos la venta de 10.000 ventiladores y 10.000 monitores, los cuales empezaron a llegar, según autoridades de salud, la semana pasada.

10 vistas
  • Facebook icono social
  • Icono social de YouTube
  • Icono social Twitter

Derechos Reservados © 2020 Grupo GCE Multimedios Veracruz